Ciudadanos dan reconocimiento de inocencia a Patishtán

 

Patishtán ha logrado convocar a grupos e individuos solidarios a su causa para la libertad no solo de él, sino de todos y todas las presas políticas e injustas del mundo.  Foto: Familia Patishtán

Patishtán ha logrado convocar a grupos e individuos solidarios a su causa para la libertad no solo de él, sino de todos y todas las presas políticas e injustas del mundo. Foto: Familia Patishtán

 

Ciudadanos y organizaciones dieron el reconocimiento de inocencia al maestro indígena Alberto Patishtán, “uno de los defensores de los derechos humanos con mayor calidad moral, que desde la cárcel ha denunciado los abusos y violaciones a los derechos elementales que padecen en el sistema carcelario en México”.

También lanzaron una convocatoria para sumarse a esta declaración, luego que el Poder Judicial Federal le negó este reconocimiento, y su libertad. A través de la página http://goo.gl/BHZ9sN se recabaran firmas “para incidir en un acto de justicia para uno de los presos políticos en México, a quien el sistema judicial lo mantiene privado arbitrariamente de la libertad con una condena de 60 años, por delitos que no cometió”.

Patishtán ha logrado convocar a grupos e individuos solidarios a su causa para la libertad no solo de él, sino de todos y todas las presas políticas e injustas del mundo.

Reproducimos la carta pública que acompaña la petición.

 

Levantamos nuestras voces

Levantamos nuestras voces hoy con profunda indignación por la decisión judicial de mantener a un inocente encarcelado. Alberto Patishtán hoy somos todas y todos.

Frente a la cobardía e insensibilidad del Tribunal, nosotras y nosotros SÍ damos el reconocimiento de inocencia al profesor tzotzil, reconocimiento fundado en la verdad y la justicia.

Pensamos que en nuestro país, México, el entendimiento, la escucha y el diálogo como caminos de futuro están siendo cerrados con la violencia, la imposición, el despojo, la represión y la cárcel.

Lo acontecido en la Ciudad de México con los maestros es una muestra de la  prepotencia de quienes creen que lo pueden todo, incluso mantener en la cárcel a una parte del corazón indígena del país.

La familia del profesor, Gabriela, Héctor y Génesis, el pueblo de El Bosque, el pueblo tzotzil, y todo el pueblo creyente, necesitan su retorno, que vuelva a vivir entre ellos, que siga con la enseñanza y la convivencia.

A todos aquellos que luchan por la libertad y la justicia desde abajo y que han expresado su apoyo para lograr la libertad de Alberto Patishtán, les convocamos a manifestar también el reconocimiento de inocencia que los poderosos no tienen el valor de asumir.

El Poder Judicial de la Federación ha cerrado el camino a la justicia. Queda en manos del poder Ejecutivo Federal o del Congreso de la Unión liberar al profesor, ¿o bien la justicia tendrá que venir de instancias internacionales?

 

“No puedo pedir perdón por lo que no hice”

 “Mi libertad es un acto de justicia”

 ¡Libertad para Alberto Patishtán!

Sin comentarios aún.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.