Desalojan autopista Tuxtla-San Cristóbal, la mantenían bloqueada priístas

Durante más de 20 horas indígenas militantes del PRI originarios de los Altos de Chiapas bloquearon la carretera que comunica a la capital del estado. Foto: Cortesía

Durante más de 20 horas indígenas militantes del PRI originarios de los Altos de Chiapas bloquearon la carretera que comunica a la capital del estado. Foto: Cortesía

 

Un policía murió a consecuencia de los disparos que lanzaron los manifestantes

Policías antimotines desalojaron la madrugada de este sábado a los miles de indígenas militantes del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de la región Altos, quienes bloquearon durante ayer viernes la carretera que comunica esa región con la capital del estado, en demanda de posiciones políticas en sus ayuntamientos.

Los indígenas de San Juan Chamula, Chenalhó, Mitontic y Simojovel pretendían llegar a la capital del estado, sin embargo policías antimotines se los impidieron colocando un retén en la caseta de cobro de la autopista Tuxtla Gutiérrez-San Cristóbal de las Casas.

En ese lugar permanecieron más de 20 horas hasta que esta madrugada el grupo de policías antimotines inició el desalojo lanzando gases lacrimógenos a los manifestantes, quienes respondieron disparando armas de fuego.

Versiones extraoficiales dieron a conocer que nueve policías resultaron heridos por armas de fuego, uno de ellos, Abel Hernández, falleció a consecuencia de las heridas. Autoridades no han dado a conocer a cuántas personas detuvo durante el operativo.

Trascendió que horas antes del desalojo, una representación de los priístas habían acudido a una mesa de diálogo con autoridades de Chiapas, en donde manifestaron que el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) había ganado de manera ilegal las elecciones del pasado 19 de julio en sus municipios.

Los indígenas priístas refirieron que al tener ellos mayor representación popular en sus regiones, les correspondía tener mejores posiciones políticas en sus ayuntamientos, a las que les correspondieron en la distribución de regidurías de representación proporcional.

Sin embargo no llegaron a ningún acuerdo, por lo que abandonaron el Palacio de Gobierno y horas después 17 de ellos fueron detenidos en un operativo en las calles de la capital.

En las elecciones del 19 de julio pasado, de acuerdo a denuncias de diversos partidos, el PVEM realizó acciones de compra y coacción. En este proceso el Verde Ecologista ganó 56 de las 122 alcaldías de Chiapas y la mayoría de las curules del Congreso local. El PRI quedó como segunda fuerza política.

Uno de los municipios donde ahora el PVEM tiene el control político es el municipio de San Juan Chamula, circunscripción que había sido considerado un bastión priísta, y de donde son originarios la mayoría de los manifestantes que fueron desalojados.

Sin comentarios aún.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.
A %d blogueros les gusta esto: