Bastón blanco visibiliza barreras sociales y estructurales hacia las personas con discapacidad visual

https://www.facebook.com/ppcrocker/videos/612186293114503

*El 15 de octubre se celebra el Día Internacional del Bastón Blanco, fecha en que se busca dar la importancia al esfuerzo por lograr que las personas con discapacidad visual puedan lograr la completa inclusión en la sociedad y es una oportunidad de incrementar la conciencia en seguridad vial sobre el uso de este bastón.

Por Redacción Alma Martínez

A propósito del Día Internacional del Bastón Blanco, se llevó a cabo el foro “Experiencias en movilidad y accesibilidad de las personas usuarias del bastón blanco”, en el que las y los participantes expusieron los retos, habilidades y aprendizajes que se encuentran en sus diferentes contextos chiapanecos.

Fernanda Díaz, originaria de Guadalupe Victoria, municipio de Amatenango de la Frontera, comenzó a utilizar el bastón blanco cuando tenía 12 años (ahora 19), proceso que no le fue fácil. Explicó que, anteriormente era habitual que alguien la ayudara, llevara y acompañara. No obstante, a través del bastón ha tenido la posibilidad de explorar espacios por su cuenta, como cuando llega a una casa y decide conocerla por sí misma, sin embargo, dijo que su proceso ha sido de muchos contrastes entre los lugares en los que sí puede utilizar el bastón y en los que no.

Recordó que, cuando estudiaba la secundaria lo utilizó pocas veces porque las instalaciones no eran las adecuadas para las personas con discapacidad visual; en cambio, cuando estudió en el Cobach, las y los directivos hicieron modificaciones para hacerle más accesible la estancia. Al tiempo que, en la calle lo utilizaba pocas veces debido a que los canales del pavimento no permitían el desplazamiento del bastón.

Díaz agregó que, las calles de su municipio aparte de no estar en las mejores condiciones para el uso del bastón blanco tienen muchas alcantarillas y basura, asimismo, en las banquetas se ha encontrado con personas que no se mueven del camino pese a darse cuenta de que ella va orientándose y moviéndose.

A veces el bastón se mancha de cosas desagradables; las personas no se mueven porque creen que los veo con el bastón, yo digo que si no se van a quitar al menos que me avisen que están ahí porque si no los voy a golpear o me puedo golpear, expresó Fernanda Díaz.

Por su parte, Isaú Argüello, originario de Soyatitán, Venustiano Carranza, declaró que al escuchar sobre el bastón se alegró por la posibilidad de desplazarse sin la ayuda de otras personas, sin embargo, con el paso de los años, particularmente en la calle, lo ha utilizado cada vez menos, ya que, por la estructura y organización de los espacios se le ha hecho más fácil que alguien lo guie.

Explicó que, comenzó a emplear el bastón blanco cuando estudiaba la primaria, mientras que en la secundaria dejó de usarlo porque la infraestructura no era la adecuada, por lo que, sus amigos eran los que lo guiaban, situación que se repitió en la preparatoria.

Agregó que, actualmente el bastón siempre lo lleva consigo independientemente de si acompañado o no, pero que en su experiencia la única diferencia notable entre una persona como guía y el bastón es el tiempo de desplazamiento.

El mensaje que quiero dar en cuanto a la sociedad, es que deben de tomar conciencia, levantar la basura de las calles, hacerse a un lado para que no choquemos; y respecto a las autoridades, deben adecuar la construcción y estructura de las calles, porque el pavimento es deficiente y hace complejo la movilidad, dijo Argüello.

El bastón blanco es símbolo de identificación y autonomía para las personas con discapacidad visual en todo el mundo. – Foto: IPHE

Gerardo Hernández, instructor en orientación y movilidad para personas con discapacidad visual, señaló que el bastón blanco les sirve de guía para desplazarse de manera autónoma e independiente. Añadió que, concretamente se recomienda su uso en niñas y niños a partir de los siete años porque es cuando inician la búsqueda de una identidad y tienen la madurez para el uso de la herramienta.

Expuso que, las y los niños con bastón deben estar bajo el monitoreo de una persona adulta porque incluso una niña o un niño de esa edad sin discapacidad están supervisados. Por lo cual, se van soltando paulatinamente, pero no se sobreprotegen.

Hernández expresó que, como instructor invidente es consciente de las limitaciones que tiene, sin embargo, indicó que la diferencia con un instructor vidente es que este enseña desde su contexto visual, porque no entiende otra forma de percibir el mundo, de olerlo y escucharlo.

Por otra parte, destacó que, es necesario un reordenamiento público urbano, que incluya banquetas despejadas, automóviles correctamente estacionados, adecuada organización y estructura de las calles, y espacios libres de objetos innecesarios y basura.

Las instituciones creen que inclusión es pronunciar discursos y no acciones que reconozcan los derechos que tenemos como ciudadanos, deben de iniciar reconociéndonos como tales y después sumarle nuestra condición como discapacitados, dijo el instructor.

En tanto, Martín Álvarez, instructor de braille y de orientación en movilidad en el centro de rehabilitación del Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Estado de Chiapas (DIF Chiapas), expuso que, si se toma como punto de partida el hecho de que las personas no se van a hacer a un lado ante algún usuario o usuaria del bastón, entonces ellos y ellas tienen que desarrollar mayor percepción, sensibilidad y observación.

Aunado a ello, dijo que, las personas usuarias del bastón blanco deben de ser conscientes de los peligros a enfrentar, sobre todo porque son objetos de una violencia que hace de menos al bastón, mirándolo como algo sin significado.

Debemos de quitar esa idea de que el ciego es un objeto que tenemos que mover de acá para allá; la sociedad debe abrir espacios para que vean lo que pueden hacer, con una oportunidad son capaces de realizar lo que desean, finalizó Álvarez.

Barreras en el acceso y uso del bastón blanco

Las personas con discapacidad visual tienen derecho a desplazarse con independencia y seguridad. – Foto: Gobierno de México

La Sociedad Mexicana de Oftalmología estima que en México hay 2 millones 237 mil personas con deficiencia visual y más de 415 mil 800 personas con ceguera; asimismo, se ubica entre los 20 países con mayor número de personas afectadas por la discapacidad visual y ceguera.

El bastón blanco, considerado el emblema de la independencia personal para personas con discapacidad visual, es el instrumento que les permite el rastreo y detección oportuna de obstáculos que se encuentran a ras del suelo. Sin embargo, estos bastones no son una realidad para la mayoría de las personas ciegas, ya que, según la Unión mundial de Ciegos (UMC), en muchos países los bastones blancos tienen un alto costo y no se consiguen con facilidad.

La UMC expuso que, en América Latina las familias hacen grandes esfuerzos para conseguir bastones y otros recursos para la rehabilitación o educación de las niñas y los niños con discapacidad visual. Además, hacen faltan programas de entrenamiento para su uso y en las ciudades persiste la presencia de enormes barreras para el desplazamiento autónomo y seguro.

En las ciudades se hace evidente la falta de consciencia acerca de esta herramienta en peatones y automovilistas, así como la ausencia de señales en relieve que mejoren la circulación para las personas ciegas o con baja visión por falta de campañas e inversión estatal, manifestó la organización.

Por último, precisó la necesidad de que se promueva la fabricación y distribución en la región latinoamericana de bastones de calidad y con bajo costo; se impulsen campañas para formar a la sociedad en lo que representa su uso; se formen profesionales en orientación y movilidad que puedan instruir a personas con discapacidad visual que residan en zonas poco urbanizadas y rurales; y se promueva la investigación para el desarrollo de nuevas herramientas que puedan complementar al Bastón Blanco.

Sin comentarios aún.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.