Más de 100 mil infantes y adolescentes afectados por grupos criminales en Chiapas: REDIAS

Organizaciones sociales y niñez realizan pintas para exigir un alto de la violencia

La Red por los Derechos de las Infancias y Adolescencias en Chiapas (REDIAS) alertó que 2023 fue uno de los años más violentos para este sector de la población en el estado, a consecuencia de la disputa entre grupos criminales; dijo que se estiman hay más de 100 mil infantes en situación de desplazamiento, reclutamiento forzado, desaparecidos o asesinados.

La alianza de organizaciones de la sociedad civil que trabaja para promover y defender los derechos de niñas, niños y adolescentes, detalló hay un incremento de comunidades asediadas “por una ola de violencia sin igual en la región (…) la vida cotidiana se ha trastocado con situaciones como bloqueos que impiden salir o llegar a otras comunidades, cierre de negocios, suspensión de clases, pérdida de cultivos que no han podido cosecharse, escasez de alimentos, encarecimiento de víveres, entre otros”.

Destacaron que aún cuando no existen datos oficiales que permitan entender la magnitud de la violencia a la que se enfrenta la población, es 2023 es el año más violento para las infancias y adolescencias en el estado.

Detallaron que por ejemplo en mayo de ese año, comunidades como Lajerío y Candelaria en Frontera Comalapa tuvieron que desplazarse debido a la violencia de grupos criminales. Desde entonces, diferentes comunidades a lo largo de la región de la sierra se han sumado a los territorios asfixiados por la lucha entre grupos que se disputan el control de la frontera.

Para el mes de agosto, Motozintla y Chicomuselo fueron también víctimas de bloqueos, comunidades sitiadas y con ello, escasez y encarecimiento de alimentos. En septiembre, profesores de la zona escolar 025 publicaron un comunicado en el que declaraban la suspensión de clases debido a que no existían las condiciones para garantizar la seguridad, lo que dejó sin este servicio a la población de los municipios de Amatenango de la Frontera, Bejucal, Bella Vista, Chicomuselo, El Porvenir, Frontera Comalapa, La Grandeza, Honduras de la Sierra, Las Margaritas, Mazapa, Motozintla y Siltepec.

“Si consideramos el total de población de 3 a 17 años en dichos municipios y estimamos, al menos un 70% de asistencia a la escuela de acuerdo a datos oficiales, estaríamos hablando de 108,560 niñas, niños y adolescentes afectados por la suspensión”.

REDIAS explicó que esta situación de violencia también se vive en la región selva; por ejemplo, en Ocosingo grupos criminales que realizan actividades como tala clandestina, tráfico de armas y trata de personas.

“En las comunidades de Lacanjá Chansayab, Nueva Palestina, Santo Domingo y San Javier, estimamos que 9,098 niñas, niños y adolescentes están siendo afectados por la violencia imperante en dichos territorios”.

Para noviembre de ese 2023, pobladores del municipio de Maravilla Tenejapa sufrieron situaciones de quema de casas, detonaciones de armas de fuego y desplazamiento forzado debido a su temor por la violencia, particularmente en 13 comunidades donde habitan 2,883 niñas, niños y adolescentes.

“En lo que va de enero de 2024, la situación no ha mejorado. A las disputas entre grupos criminales, se suman agresiones del ejército contra pobladores bajo la acusación de que abren el paso al crimen organizado. De este modo, poblados en los municipios de El Porvenir, Siltepec y Socoltenango se han visto amenazados por parte de los soldados y atacados con gases lacrimógenos. En dicho contexto, las familias han ido abandonando sus casas”.

Otros lugares donde se vive situaciones de violencia armada es en los municipios de Pantelhó, Chenalhó, San Cristóbal de las Casas, Altamirano, Tila y Ocozocoautla.

En suma, detalla REDIAS más de 100 mil niñas, niños y adolescentes han quedado atrapados en este contexto.

“Por todo lo anterior, hacemos un llamado urgente al gobierno federal, estatal y la comunidad internacional para reconocer y detener esta guerra contra los pueblos de Chiapas. Nos sumamos a los llamados y acciones de solidaridad con las comunidades que han sido afectadas e invitamos a toda la sociedad a exigir un alto a las violencias y persistir en crear alternativas de construcción de paz”.

Este martes, en la llamada Plaza de la Paz de San Cristóbal de Las Casas, integrantes de organizaciones e infantes y adolescentes realizaron pintas con leyendas como “Alto a la guerra en Chiapas”, “Paz para Chiapas”, entre otros mensajes.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Sin comentarios aún.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.
%d