Renovarse o Morir


Si buscas resultados diferentes,

 no hagas siempre lo mismo.

 Albert Einstein

Por años, los comerciantes del centro de Tuxtla Gutiérrez a través del “líder” en turno de la Canaco Servytur, se han quejado por la caída de las ventas derivada de diversos factores como las marchas, plantones, plazas comerciales y hasta a las obras urbanas de “mejoramiento”. Las quejas no solo vienen de allí, también de los turisteros, de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles, de Coparmex, de Canirac y de locatarios de los mercados públicos.

Cierto grado de razón les asiste a los comerciantes pues culpan al declive de los negocios a las fallidas obras del torpe Yassir Vázquez. El desplome de las ventas registra hasta de 80%[1], así como el cierre de decenas de “empresas”.

Hoy señalan el recrudecimiento del déficit comercial al plantón de los docentes de las diversas secciones magisteriales, hasta en 40%[2]. Y no faltan aquellos que atribuyen a los ambulantes no solo por asaltar calles y banquetas y engañar a los consumidores, sino que “afectan la imagen turística de Tuxtla Gutiérrez”[3].

Acusar a los demás es muy fácil. El problema es no aceptar los vicios, cacicazgos, intereses, manipulación, mafias y hasta privilegios gubernamentales recibidos durante años, y que eso hoy les ha estallado en la cara pero en lugar de ver en qué han fallado, es más fácil culpar a otros por lo que dejaron de hacer.

Desde hace décadas los locatarios del mercado del centro se quejan por la llegada de los supermercados no chiapanecos, porque nada dijeron de El Cochinito ni de Aras Bazar. Los precios del mercado del centro son elevados, los kilos no son de kilo, la atención es grosera y hubo una época en que los olores fétidos estaban por doquier. Han acusado a los ambulantes de competencia desleal y no aceptan que varios locales son de un mismo dueño. El ambulantaje incrementó en la administración sabinista y hoy es continuada por Manolo con el programa “Comerciante Cumplidor”.

Los locatarios de los mercados tuvieron la oportunidad de manifestarse en contra, pero les callaron la boca con la promesa de remodelación del mercado y por el control del “líder” Lisandro Nucamendi, cuyas promesas de “mejora” jamás se hicieron pues solo ambiciona el poder, y esa oportunidad le llegó cuando la Sabines lo hizo regidor del ayuntamiento.

Golpean a los supermercados y las plazas acusándolos de competencia desleal, mas no aceptan que para continuar operando deben mejorar sus formas de hacer negocios, deben ser creativos, aprender nuevas técnicas de comercialización, marketing pues; porque lo que ayer funcionó hoy ya no funciona.

Recurren los cada vez más escasos agremiados a la Canaco, ante la falta de imaginación, a la mera copia de tácticas comerciales. Ejemplo, en Chiapas el Grupo Liverpool impuso la estrategia promocional Venta Nocturna; como es costumbre en el comercio chiapaneco no faltó quien se fusilara este concepto. Incluso el comercio “organizado” del centro hizo una mala imitación y aprovecharon con su “venta nocturna” para “sacar” la mercancía rezagada y a precios poco atractivos. El incentivo fue deplorable pero muchos incautos cayeron una vez más en las patrañas del comercio local. Por supuesto, les fue bien que el modelo lo repiten anualmente.

Foto1 Un ejemplo más. Antes comprar en ferretería Mandiola era todo un viacrucis. Además de esperar turno soportábamos el mal humor y actitud del personal, y ni modos nos aguantábamos porque era líder en el mercado en precio y surtido. Durante años fue el tuerto en tierra de ciegos hasta que llegó con su modelo de negocios Home Depot, que a decir verdad atienden muy mal. Mandiola entonces cambió la forma de hacer negocios y convirtió sus tiendas al estilo de un súper; obvio, copió –costumbre chiapaneca– el estilo de vender de Home, y al menos la experiencia de compra mejoró. Ya no es necesario aguantar los humores de los empleados, hasta podemos ignorarlos. Al menos a tiempo se renovó para no morir. El tiempo nos dirá si acertó o no.

Vamos al Centro para que la “pasemos bien” es la campaña promocional que dice el actual dirigente de la Canaco, quien goza de prestigio como mercadólogo y hasta el momento no ha sido otro palero de las imprudencias gubernamentales como los anteriores dirigentes; pero ¿Qué se sabe o se oye de ella?

Turisteros también forman parte de la cultura quejica por la falta de políticas promocionales. De encuestitas no salen y ¿qué hacen por atraer el turismo a la entidad sin espera la ayuda paternalista del gobierno? Solo aplauden cuando sus hoteles están llenos como en su momento le lanzaron vivas a Roberto Albores, Pablo Salazar y a Sabines. No porque hayan hecho bien las cosas sino porque su líder aspira –también– ser nombrado secretario de Turismo y que ahora sí “enseñará” cómo se debe promover Chiapas. Tuvo su oportunidad de hacerlo cuando perteneció al patronato de antes Cristo de Copoya, no lo hizo, como le gusta los reflectores prefería filtrar información y vociferar ante los medios. Y menospreció al talento chiapaneco al pedir al patronato asignarle la campaña promocional de esa obra a una “creativa” agencia veracruzana ¡Qué risa! Han de ser los mismos que le “ingenian” sus anuncios espectaculares que contravienen toda regla publicitaria por ausencia de creatividad. Colocar –hasta eso de manera incorrecta– un anuncio en pro de lo peatones, no es suficiente para Empresa Socialmente Responsable.

Foto2No es difícil saber cuáles son los factores que motivan a los consumidores a dejar los mercados tradicionales y preferir los supermercados y centros comerciales, que por cierto los hoteleros se benefician muchísimo de éstos. Algunas motivaciones de cambio son las promociones constantes, la variedad de precios, la diversidad de tamaños y olores, las facilidades para pagar, la comodidad para estacionarse o llegar, la variedad de productos en un solo lugar, las experiencias y emociones que vive cada comprador, la garantía, la calidad de productos, la posibilidad de recibir más información, la atención personalizada, las recompensas obtenidas por lealtad de compra, planeación, creación de un entorno agradable para el consumidor y muchas más. Aunque también tienen deficiencias que posteriormente evidenciaremos.

foto3Supermercados y centros comerciales pagan mejores salarios a los empleados, INVIERTEN en capacitación –lo que pocos comercios hacen en Chiapas–, desarrollan investigación de mercados, pero sobre todo pagan rentas de locales, impuestos y toda la carga social como IMSS, Infonavit, reparto de utilidades, aguinaldos, vacaciones pagadas –no como la extinta Abastecedora de Libros que cada año corría al personal para no darles vacaciones–, y los mercados, tianguis hasta muchos comercios establecidos no lo hacen y se niegan a cumplir con lo que marca la Ley Federal del Trabajo.

Esto afecta a quienes menos tienen y que con humildad, sacrificio y ganas aplican algo de marketing aunque sea a la chiapaneca, como lo llevan a cabo las honorables y amables señoras vendedoras de esquites en el parque Jardín de la Marimba, sin reflectores ni ruedas de prensa, sin pertenecer a ninguna cámara, asociación ni patronatos. Por qué no aprender de estas sencillas emprendedoras. Ellas se han renovado para no morir.

BTL y muchas estrategias y tácticas de Marketing pueden ayudar a las personas a salir de su rezago. Solo hay que vencer estigmas y dejar de culpar a un recurso que bien aplicado y venciendo satanizaciones y pensamientos retrogradas, podrá dar muy buenos resultados.



[1] http://eleconomista.com.mx/estados/2013/06/23/se-cae-comercio-centro-tuxtla-gutierrez

[2] http://www.oem.com.mx/elheraldodechiapas/notas/n3110995.htm

[3] http://todochiapas.mx/2013/03/ambulantaje-afecta-imagen-turistica-de-tuxtla-fedetur/

3 Comentarios en “Renovarse o Morir”

  1. Pedro Vera Toledo
    13 septiembre, 2013 at 10:40 #

    Me parece muy buena reflexión únicamente no estoy de acuerdo con que “Supermercados y centros comerciales pagan mejores salarios a los empleados, INVIERTEN en capacitación y todo lo demás” si bine es cierto que están obligados a lo que se señala en la nota, se sabe que se cuecen aparte, existen estudios que afirman que por cada walmart que se apertura desaparecen 100 establecimientos (miselaneas, depósitos, mercerías papelerías, ect.) al rededor del mismo, en ese sentido también estoy de acuerdo que no hay talento, ingeniero para sobrevivir, con la salvedad de que en lo económico el micro comercio no puede competir con esos moustros.

  2. Tesla
    12 septiembre, 2013 at 12:12 #

    En el “libre mercado” se compite con precio y servicios o productos de calidad y la atención, el mercado es así, usted va a dónde le salga mejor su inversión así sean 5 pesos. Intentar ganarle a la competencia por pertenecer a un club o ser grupo de poder es desleal y perjudica a fin de cuentas al consumidor.

    En ese sentido los locales llevan las de ganar pues conocen a su clientela y le pueden dar un trato aún más personalizado que las grandes corporaciones, el problema es que no hay disciplina en el negocio. Ojalá muchos micro y empresarios se den cuenta y ordenen su negocio pues también es fuente de empleo y de posibilidades de que los recursos circulen localmente. Gracias por el artículo ayuda a la reflexión y opinión.

  3. baltazar zanabria sol
    12 septiembre, 2013 at 8:46 #

    Don Francisco Cordero, estoy de acuerdo con sus postulados, y efectivamente es una tendencia a nivel mundial que desaparezca los “changarros”, sin embargo con un poco de creatividad esta se puede mantener a flote. Lo mismo ocurrio con los cines, eran buenos y funcionales, pero cuando llegaron las “mayors”, como cinepolis, cinemex, cinemark, etc. llegamos a tener verdaderos cines de primer mundo y las salas se llenan a pesar del alto costo del boleto, pero todo se debe a su servicio. Felicidades por su articulo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.