Los costos de las movilizaciones magisteriales

El panorama para Chiapas luce complicado; se tiene que resolver la efervescencia magisterial, la indignación social, la falta de recursos financieros, la cuestión de los pueblos indios que han reaccionado violentamente contra las imposiciones. Foto: Oscar León

El panorama para Chiapas luce complicado; se tiene que resolver la efervescencia magisterial, la indignación social, la falta de recursos financieros, la cuestión de los pueblos indios que han reaccionado violentamente contra las imposiciones. Foto: Oscar León

Son ya casi tres meses de paro magisterial.

Si se le ve del lado magisterial, el resultado es magro porque a casi noventa días de protestas y movilizaciones, la demanda principal de abrogación de la ley educativa no parece que podrá ser cumplida. Aun así el movimiento resiste; pero los costos para el futuro de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), como una organización de contrapeso sindical al SNTE pueden ser altísimos.

¿Qué sucedería si la amplia base de apoyo al magisterio, los padres de familia, ante la cercanía del regreso a clases y la falta de acuerdos con el gobierno, exige precisamente el regreso a clases?.

El futuro de la CNTE como organización de contrapeso sindical puede estar en entredicho, también se puede cuestionar su futuro como una organización social.

Tanta efervescencia e indignación social que pudo ser catalizada vía la rebeldía magisterial, tendrá que esperar otra coyuntura social si es que el movimiento de la CNTE se desgasta.

Porque desde la óptica gubernamental, todo lo que cueste dinero en política es barato y más si el tiempo desgasta los movimientos sociales.

El costo para el gobierno será muy alto si al análisis se combina con el componente de las elecciones en el 2018, la falta de credibilidad gubernamental y la percepción ciudadana de corrupción rampante entre la clase política.

Pero donde el debate no deja duda alguna es en dos aspectos: el primero es que la CNTE ha provocado una crisis de gobernabilidad sin precedente en el país.

El segundo aspecto es el costo que a la ciudadanía le ha tocado asumir.

Nadie en Chiapas llega a tiempo a su trabajo por los bloqueos sobre todo en las zonas urbanas; nadie en Chiapas está contento con los bloqueos al Aeropuerto Internacional Ángel Albino Corzo; nadie en Chiapas está feliz con tener que caminar ante un sol abrazador para llegar de una localidad a otra.

Sin embargo y tal vez por este hartazgo ciudadano, la CNTE ha cambiado su estrategia; de los bloqueos en carreteras y caminos pasó al bloqueo del Aeropuerto Internacional Ángel Albino Corzo, después al bloqueo de las grandes tiendas departamentales.

Pero ahora mismo; el conflicto ha llegado a un impasse que hasta al mismo magisterio tiene desesperado.

Ello explica la trifulca ocurrida en días pasados entre los docentes de la sección 7, durante su asamblea estatal. De acuerdo a declaraciones del secretario general suplente, Manuel de Jesús Mendoza Vázquez, el grupo liderado por Adelfo Alejandro Gómez y Pedro Gómez Bahamaca, buscaban terminar con el plantón y las acciones de bloqueo, mientras que otras corrientes, como el Nivel de Educación Indígena (NEI), continuarlas hasta lograr el objetivo principal: la abrogación de la Reforma Educativa.

El lunes, un supuesto grupo de maestros encapuchados de la sección 7 del SNTE, irrumpieron violentamente en un hotel de la ciudad, donde la sección 40 estatal realizaba el encuentro “Diálogos por la Calidad Educativa” con representantes sindicales y directores de escuelas.

Los integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), llegaron lanzando cohetes y gritando consignas como: ¡fuera charros!.

En el interior de un salón reclamaron a los profesores de la sección 40 que analizaban el regreso a clases, por no solidarizarse con la lucha contra la abrogación de la Reforma Educativa. De hecho la reunión de suspendió en medio de gritos, y algunos destrozos de mesas y vajillas.

¿A quién le conviene este impasse y la violencia interna en que ha caído el movimiento magisterial contra la Reforma Educativa?

Entre ese desgaste, ha aparecido un nuevo grupo social que exige a los dos partes solución inmediata al conflicto: los empresarios organizados.

Lo hacen manifestándose en los medios, pero también de manera legal en la Ciudad de México y los estados de Oaxaca y Chiapas. Incluso amenazando con que no pagarán impuestos federales.

En Oaxaca, los empresarios realizaron un paro de actividades el pasado lunes 8 de agosto. Los líderes empresariales aseguraron que a este paro se sumaron cuatro mil empresas y comercios oaxaqueños. Demandaron a los tres niveles de gobierno ante lo que consideran la falta de acciones contra la CNTE.

En Guerrero, el presidente de la COPARMEX de Chilpancingo, encabezó en Acapulco el trámite de demanda a la CNTE por el bloqueo de carreteras y otras vías de comunicación.

En Chiapas los empresarios piden la aplicación irrestricta de la ley, piden también la declaratoria de desastre para que se reactive la llegada de recursos a nuestro estado. Al igual que en Guerrero, también presentaron una demanda de amparo.

Sobre todo, le exigen al magisterio que respeten el libre tránsito de mercancías y de personas.

Esta es la realidad:

La CNTE en paro bloqueando vías de comunicación y grandes tiendas departamentales trasnacionales; el Gobierno sin echarse para atrás con la abrogación de la Reforma Educativa y llamando al dialogo, pero intentando distender el conflicto pagando salarios retenidos, y la iniciativa privada subiéndose al escenario político contra la CNTE y el gobierno; la ciudadanía, los niños, las niñas y los jóvenes, sufriendo el impasse.

El impasse no es más que una etapa previa a lo que puede ser la parte final del movimiento magisterial.

Esa parte final del movimiento puede ser la victoria -poco probable o a medias- de la CNTE.

Una victoria si se abroga finalmente la ley educativa, o una victoria a medias, si levanta los paros en el sureste y consigue que el gobierno no realice acciones punitivas contra los docentes participantes en dichos paros.

Al parecer la CNTE le sigue ganando las batallas políticas al Gobierno Federal.

Esta segunda semana de agosto inició con el pago de salarios retenidos a más de 87 mil maestros chiapanecos de las secciones 7 y 40 del SNTE, además sus dirigentes sostuvieron: “estamos a punto de culminar el periodo vacacional y seguimos fuertes, unidos, organizados, y va para largo si el Gobierno mantiene su cerrazón”.

Pero ante esta inamovilidad gubernamental, la resistencia magisterial y el costo social y económico de las movilizaciones, los empresarios han emprendido acciones legales.

Es decir, el panorama se complica.

Y ante ello los escenarios son los siguientes:

1.     El Gobierno Federal acata a rajatabla el mandato legal del poder judicial, y puede llegar incluso a desalojar a los maestros por la vía violenta.

2.     Continúa el llamado al diálogo y el impasse y por lo tanto el conflicto se alarga, también porque la decisión de realizar los pagos salariales le dará sostenibilidad financiera en el tiempo al paro magisterial.

3.     Retiro unilateral de los plantones por parte del magisterio, ante la división interna que ya es evidente.

4.     Continuación del impasse entre el Gobierno Federal y la CNTE, con el costo que para Chiapas y el sureste implica.

Lo que sí parece necesario y urgente, es que Chiapas tenga un programa de reactivación económica.

Este se ha anunciado y anunciado y nomás no se ve que se implemente.

Veremos ahora si con la rebelión empresarial por fin el gobierno realiza la derrama de recursos financieros que el estado y sus habitantes esperamos desde el inicio de esta administración.

El panorama para Chiapas luce complicado; se tiene que resolver la efervescencia magisterial, la indignación social, la falta de recursos financieros, la cuestión de los pueblos indios que han reaccionado violentamente contra las imposiciones.

Pero todo parece como el “impasse” magisterial; nada se mueve, todo está en la incertidumbre.

¿Será que nada les importa?

¿O será que ya nada pueden hacer?

Ojalá y nada se siga complicando por el bien de todos nosotros los chiapanecos.

3 Comentarios en “Los costos de las movilizaciones magisteriales”

  1. LANDY
    16 agosto, 2016 at 16:56 #

    CONVOCAMOS A LOS PADRES DE FAMILIAS PARA QUE EL DIA 22 DE AGOSTOS NOS PRESENTEMOS A LAS 8 DE LA MAÑANA EN LAS ESCUELAS DE NUESTROS HIJOS RETOMEMOS LAS AULAS… YA BASTA QUE DIGAN Y UTILICEN NUESTRO NOMBRE Y DIGAN QUE LOS PADRES APOYAMOS EL MOVIMIENTO DE LA CNTE…NECESITAMOS TOMAR ACCIONES COMO PADRES DE FAMILIAS, SOMOS MAS QUE LOS MAESTROS. INDIGNA SABER QUE SIN TRABAJAR LES HAYAN PAGADO YA SUS QUINCENAS Y A NOSOTROS QUIEN NOS PAGA LOS DESCUENTOS QUE NOS HAN HECHO POR LLEGAR TARDE A CAUSAS DE SUS BLOQUEOS?… YA BASTAAAAAAAAAA…

    SOY PADRE DE FAMILIA DE LA ESCUELA PRIMARIA 31 ZONA CAMPO MILITAR

  2. Luis
    10 agosto, 2016 at 21:08 #

    Nadie en Chiapas llega a tiempo a su trabajo por los bloqueos sobre todo en las zonas urbanas; nadie en Chiapas está contento con los bloqueos al Aeropuerto Internacional Ángel Albino Corzo; nadie en Chiapas está feliz con tener que caminar ante un sol abrazador para llegar de una localidad a otra.
    Es una presunción muy grave ya que muchas personas llegan a tiempo, viajan y se trasladan desde fuera de la capital hacia el interior de la misma, me asombra que siendo medio aseguren algo que no puede hacerse extensiva a todos los 118 municipios de chiapas.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Noticias destacadas de la segunda semana de Agosto (8 – 14) | Chiapasparalelo - 13 agosto, 2016

    […] Los costos de las movilizaciones magisteriales […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.