El peor error de Pablo Salazar

Salazar desplegó toda la "cargada política" en favor de Sabines en el 2006.

Salazar desplegó toda la “cargada política” en favor de Sabines en el 2006.

El exgobernador de Chiapas Pablo Salazar sigue siendo tan soberbio que no es capaz de reconocer el peor error que haya cometido en su mandato, incidir para que su sucesor fuera nada más y nada menos que Juan José Sabines Guerrero, el gobernador que más endeudado haya dejado a la entidad en toda su historia.

Salazar refiere que son “leyendas urbanas”, que eso no es más que “surrealismo político”.

“…durante mi gobierno cometí errores, como todos, pero ese esperpento cuélguenselo  a López Obrador, no a mí”, remató en la entrevista no tan “a modo” que le hizo Chiapas PARALELO.

Pudo haber pasado a la historia como uno de los mejores gobernadores de Chiapas de no haber cometido esa y otros errores que a la postre seguirá arrastrando.

Salazar insiste en que no tuvo nada que ver en la “cargada” hacia Sabines Guerrero, cuando su dos principales piezas de inmediato se volcaron con su sucesor. Primero, Amador Rodríguez lozano, quien operó la campaña política-electoral. Y segundo, María de los Ángeles Cruz Hernández, su secretaría de desarrollo social, quien fue la primera en sumarse a su campaña.

Años atrás, en el 2000, había creído que el principal proyecto político alternativo de gobierno para Chiapas era el de Pablo Salazar –aunque luego me dejaría un mal sabor de boca- Sin embargo, en el 2006, tenía claro de que el proyecto impulsado por Pablo Salazar en conjunto con el PRD y Andrés Manuel López Obrador, era el peor proyecto político de gobierno para Chiapas.

Desde mi ámbito periodístico percibía con este olfato de años en la talacha reporteril, quenada bueno le esperaba a Chiapas.

Aguilar Bodegas, el adversario de Sabines que terminó persguido y acosado judicialmente, hasta que pidió "perdón".

Aguilar Bodegas, el adversario de Sabines que terminó persguido y acosado judicialmente, hasta que pidió “perdón”.

No es que el de José Antonio Aguilar Bodegas por el PRI fuera el mejor, pero el de Sabines no era para nada una opción que sacara del atolladero a Chiapas.

Con mis textos periodísticos y mi postura crítica desde la campaña sabinista en el 2006, auguramos el sexenio venidero. Y sucedió.

Salazar Mendiguchía pagó las consecuencias de sus actos: 526 días en la prisión. Pactó su libertad. Com su captura era un asunto político, por esa misma vía salió y no por la judicial.

Y Aguilar Bodegas desistió en su lucha por recuperar lo que fue a todas luces una elección de Estado y se fue de Chiapas. Aun de lejos, fue perseguido y humillado en una carta que le hicieron firmar y salió publicada en el diario Reforma.

Ambos personajes políticos construyeron al Sabines que padecimos los chiapanecos. Aguilar Bodegas para que iniciara una carrera política en Chiapas en 1998 y Salazar para que fuera gobernador del estado en el 2006.

***

2 Comentarios en “El peor error de Pablo Salazar”

  1. Lauro
    6 septiembre, 2013 at 10:59 #

    Es claro que Pablo quisiera que este hecho no se le recordara y se le diera vuelta a la página, pero ahí está en la mente de todos los chiapanecos que sabemos sacar conclusiones y que ahora padecemos las consecuencias de una decisión mal tomada.

  2. Pedro
    6 septiembre, 2013 at 10:30 #

    Tienes toda la razón Isain, el peor error de Pablo Salazar se llama Juan Sabines , al pretender negarlo lo único que hace es que Pablo caiga en el descrédito, errar es humano y se vale , nadie es perfecto pero el negarse a reconocerlo es de necios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.