El sol en la tinta del bolígrafo

De izquierda a derecha: Juventino Sánchez, Damaris Disner, Héctor Cortés y Daniel Pulido en la presentación del libro de Héctor Cortés.

De izquierda a derecha: Juventino Sánchez, Damaris Disner, Héctor Cortés y Daniel Pulido en la presentación del libro de Héctor Cortés.

Lo leí de un sólo tajo. No había de otra. Parecía que si lo dejaba descansar escaparía el narrador que se hallaba dentro. Casi oí la voz de Héctor al leerlos. Veía sus gestos. Recordaba nuestras  innumerables charlas.

Algunos relatos tuve que releerlos, me sorprendí sonriendo al imaginar el artilugio, admiraba la destreza del entramado. Recordé una lectura de Héctor, palabras más palabras menos, cuando hizo referencia que muchas personas le han dejado de hablar por verse reflejadas en sus historias.

Cortés Mandujano permea el lenguaje cinematográfico en sus narraciones. Un minotauro en el pueblo hace contener el aliento. Parece descrita en cámara lenta. Fuera. Dentro. Son locaciones que pueden describir la parroquia más cercana. Lo hemos leído en los diarios, visto en televisión, pero es en la narración de Héctor Cortés donde sentimos que el corazón late a prisa en un vertiginoso desenlace que desarma nuestras fortalezas.

Te amo ¿Lo sabías? Propone tres narradores que dan su interpretación de la historia en diferentes momentos. Metáfora de la vida. Una misma historia que se multiplica en la boca y oídos de los otros. No hay verdades a medias sólo miradas oblicuas.

La ciudad se desvanece para permitir panoramas reverdecidos, senderos de largos trayectos. Atmósferas de campo habitan Últimas noticias de un mundo crepuscular y es ésta sentencia donde una agradece que dos intrépidos editores apuesten a compartirnos historias de personajes que parecen cohabitar la venganza, el desengaño, el deseo ciego de escrúpulos. Pequeños héroes mitológicos que sufren la contemporaneidad.

Luis Daniel Pulido y Juventino Sánchez  son Almada Broders. Los responsables que estos nueve micro universos nos develen lenguajes cotidianos en un formato práctico, listos para acompañarnos en un breve recorrido o en una noche de tertulia, donde leerlos en voz alta parecerá que nos confían las historias de todos en los cuerpos de pocos.

Últimas noticias de un mundo crepuscular, 2012, es un paisaje de nubes cargadas, oscuras, que atraviesan el cielo. El paisaje generoso de Chiapas no las detiene, las deja fluir, huele a nostalgia, el sol ya no brilla en la bóveda, ahora palpita en la tinta del bolígrafo de Héctor. Leámoslo, sin intermedios.

*Texto leído durante la presentación de Últimas noticias de un mundo crepuscular, el sábado 21 de noviembre de 2015, en Telar Teatro A.C.

Sin comentarios aún.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.