Covid-19 no debe desviar la mirada de la violencia que prevalece en el estado

Continúan las amenazas contra el sacerdote Marcelo Pérez y e integrantes del Pueblo Creyente. Foto: Pueblo Creyente

“Que nuestra fe y esperanza sea más grande y fuerte que cualquier enfermedad, que el amor humano sea más grande que cualquier virusMarcelo Pérez Pérez.  


Marcelo Pérez Pérez, sacerdote indígena de la diócesis de San Cristóbal de las Casas, emitió un discurso para señalar que las autoridades eclesiásticas comenzaron a tomar las precauciones necesarias contra el coronavirus (COVID-19), pero añadió que la situación no debe disuadir la mirada de otros hechos particulares que prevalecen en el estado y el país.

“… que esta situación sea un tiempo de recobrar la conciencia por tanta destrucción de la vida que ha hecho la misma humanidad; la ambición desenfrenada ha causado violencia, narcotráfico, feminicidios, tráfico de armas, masacres como en Acteal, Ayotzinapa, así como la destrucción y contaminación de nuestra madre tierra” expresó.

Marcelo Pérez Pérez es reconocido por su labor como defensor de los derechos humanos en Chiapas, pues ha luchado  junto al Pueblo Creyente de Simojovel por la defensa del territorio y contribuyó con el regreso de más de 400 familias desplazadas de la comunidad de Chavejabal, municipio de El Bosque.

En relación a la contingencia por el coronavirus, opinó que, aunque considera importante las medidas extremas que algunos países han tomado, subraya que es mucho más importante generar fe y esperanza en la humanidad.

“Cuando sólo se habla de la enfermedad y sus consecuencias domina el miedo y el pánico, muchas veces lo que mata no es la enfermedad sino el miedo o el pánico por la desesperación, ¿Dónde está la fe y la esperanza?” declaró.

Por otra parte, manifestó que en la actualidad se ha facilitado el surgimiento de enfermedades por la elevada contaminación provocada y otras situaciones que han cobrado miles de vidas.

“…sin negar la realidad, no perdamos la fe y la esperanza, por muy difícil que sea hay que fortalecerla, en la salud, en la enfermedad, en los momentos de paz y en los momentos de dificultades…; los que no creen, mantengan su fe en la vida y en la fraternidad humana” dijo.

Sin comentarios aún.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.