Entre “Yo, ustedes… Nosotros” y “La Corneta Ilustrada”

Acabo de leer dos textos extraordinarios de dos excelentes amigos. El primero está firmado por Karla Jeanette Chacón Reynosa, profesora de tiempo completo de la UNACH, y el segundo por Arcadio Acevedo Martínez, pintor, escritor, monero y locutor.

En “Yo, ustedes… Nosotros”, capítulo que forma parte del libro colectivo Espacios autobiográficos e identidades académicas, Karla habla con alegría y con un lenguaje fresco, de relato literario, sobre su vocación docente.

Uno comprende, a través de esas páginas, el porqué es ahora una brillante profesora, admirada y querida por sus “alumnitos”. La vocación la traía ahí, de siempre, con su lápiz rojo y un diccionario chiapacorceño, que escribió en su niñez.

No me extrañaría que Karla Chacón haya escrito o esté por escribir un cuento para niños. Tiene humor y una capacidad de asombro deslumbrante. Me recuerda a Mercé Rodoreda, la simpática autora catalana de La plaza del diamante.

Arcadio es, por su parte, un malabarista con muchas bolas mágicas en las manos. Unas las lanza al aire, otras las acaricia, las mantiene quietas o les ordena que salten, que provoquen, que sonrían… Este malabarista le dice al pincel que pinte y obediente el pincel pinta un quijote colorido, como el que tengo en mi sala, o un pez de ojos amarillos y saltones, como el que regalé a mi sobrina Ana Cárcamo en su cumpleaños de hace unos días.

Arcadio Acevedo            Al lápiz le ordena que trace unos monos. Y, esclavo, el lápiz traza unas bolitas acá, y una “Corneta Ilustrada” por allá.

El maestro Rius, michoacano igual que Arcadio, se entera del lapicito ese e incluye al malabarista en Los moneros de México. Y gracias a “La Corneta Ilustrada” el libro, editado por Debolsillo, es un best seller. Nada raro, si viene de las manos mágicas de este genial creador que ha hecho de Tuxtla su casa, su lugar de trabajo y de inspiración.

 

Sin comentarios aún.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.