Pobreza en Chiapas, “mito genial”

 

Juan Sabines y el representante de la ONU en México, Magdy Martínez Soliman. Foto: Archivo

Juan Sabines y el representante de la ONU en México, Magdy Martínez Soliman. Foto: Archivo

 

En el sexenio de Juan Sabines Guerrero, la presencia de la Organización de las Naciones Unidas en Chiapas sirvió para darle credibilidad y prestigio a la política social del gobierno estatal. Se armó una gran campaña en torno a la consecución de los ocho Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) e incluso se les dio estatus constitucional en el artículo 77 de nuestra Carta Magna en donde se obliga a los poderes a crear políticas públicas en ese sentido.

Sin embargo, en esos seis años muy poco se logró, sobre todo en el principal punto de la agenda de la ONU: la erradicación de la pobreza extrema. Y debemos estar convencidos de que en el gobierno de Manuel Velasco no habrá avances sustanciales. Tan es así que el secretario de Gobierno, Juan Carlos Gómez Aranda, al hacer un reconocimiento a las agencias internacionales de cooperación con presencia en el estado con motivo del 70 aniversario de la creación de la ONU, ni siquiera nombró el asunto.

Gómez Aranda dijo que en Chiapas “se impulsan el desarrollo humano y sus derechos, la igualdad de género, la sustentabilidad ambiental, la prevención de riesgos por desastres naturales y particularmente, la conformación de líneas de acción en una nueva Agenda Post 2015 y para los Objetivos de Desarrollo Sostenible”. Nada sobre la desigualdad lacerante que padece el estado. ¿Será que ya se decidió camuflarla entre la delirante publicidad “verde”?

Este año es la fecha límite para lograr los ODM, juzgue usted si Chiapas los ha cumplido: Erradicar la pobreza extrema y el hambre; Lograr la enseñanza primaria universal; Promover la igualdad entre los géneros y la autonomía de la mujer; Reducir la mortalidad infantil; Mejorar la salud materna; Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades; Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente; y Fomentar una asociación mundial para el desarrollo.

Si la ONU evalúa positivamente lo que se ha hecho contra la pobreza, podríamos aceptar que la miseria es “un mito genial”, como dijo hace 20 años Pedro Aspe, secretario de Hacienda salinista; o bien que los métodos de fiscalización de la ONU son ineficientes o que el gobierno le está viendo la cara de ingenua.

CASTELLANOS, “EL INDISPENSABLE”.- El mito devenido en encuesta publicitaria, quiere desde ahora empezar a moldear las percepciones de la gente, de los tuxtlecos en particular, para que acepte inexorablemente que el mejor hombre para gobernar la capital de Chiapas es Luis Fernando Castellanos Cal y Mayor. Pero no sólo eso. Como aún hay desacuerdos para definir quién será el candidato de la alianza PRI-PVEM, el oráculo previene de los riesgos de que suceda alguna tragedia si el elegido no es el integrante del Verde. Mitofsky primero nos dice que Castellanos es más conocido que Willy Ochoa del PRI (el de los corazoncitos, ¿recuerdan?), que Paco Rojas del PAN, que Leonardo León Alcázar (¿?) del PRD y que Víctor Manuel Ancheita Bringas de Morena. También nos pone al tanto de que el que mejor opinión tiene entre los mil ciudadanos encuestados (no pase por alto el detalle) es LFC y que Ochoa tiene ocho puntos porcentuales más en visión negativa. Bueno, y haciendo un escenario hipotético en el que Willy fuera el candidato del PRI y quedara frente a frente con Castellanos, nos asegura que éste le sacaría unos 12 puntos de ventaja. Antes claro, asevera que ante una posible alianza entre el PVEM-PRI-Panal, la preferencia favorece a LFC: 40 a 18. Y para que no quede dudas de quién es la mejor opción, la encuestadora advierte que si Ochoa fuera el abanderado de la alianza, ganaría la elección a alcalde con 30 por ciento de los sufragios, pero si fuera Castellanos, éste triunfaría con 44 por ciento de los votos. Un dato más para cerrar la pinza: con el priísta el número de votantes indecisos alcanzaría 26.6 por ciento y con el “verde” sólo 15.6 por ciento; y ¡oh, sorpresa del destino inevitable!, la mayoría de esa diferencia se volcaría por Castellanos. Las encuestas no son gratuitas, ¿o creían que las empresas de estudios de opinión electoral trabajan por amor a la democracia? La factura lleva el sello de Palacio o del PVEM, ¿o no son lo mismo? Detalles a todo color en el link: http://www.consulta.mx/index.php/estudios-e-investigaciones/elecciones-mexico/item/308-tuxtla-gutierrez-chiapas-encuesta-telefonica

HURACÁN POLÍTICO.- La “tormenta” que se pronostica para el estado el 1 de junio, activó la alerta amarilla en el tablero político del gobierno estatal. Para amortiguar los estragos que causa recurrentemente el fenómeno “natural”, decidió que el ciclo escolar termine dos semanas antes de lo que marca el calendario oficial de la Secretaría de Educación Pública. El huracán que traerá intensas lluvias se le denominó “Adelfo”, aunque otros prefieren llamarle “S-7-CNTE”. Miles de maestros preparan paraguas, impermeables, lonas, tiendas de campaña, maletas, pancartas, consignas… Y se enfilarán hacia la hospitalaria y a(b)negada ciudad de Tuxtla Gutiérrez. Se prevé que las torrenciales lluvias causen fuertes daños y haya miles de “damnificados” en las aulas, y algunos en varias oficinas gubernamentales. Y al final, ya saben cuál será el balance: “saldo blanco”.

edgarhram@hotmail.com

chiapaspost@gmail.com

www.doblefilo.mx

Un comentario en “Pobreza en Chiapas, “mito genial””

  1. ricardo
    31 mayo, 2015 at 15:21 #

    no se ha erradicado la pobreza ni nada, porque los poberes y las necesidades son un buen negocio, «¡que locos! a quien se les ocurre desaparecer a los pobres????, es como desaparecer las pepitas de oro». (escuchado en una platica entre dinosaurios politicos…

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.
A %d blogueros les gusta esto: