Halconazo: 50 años

Halconazo
Foto: Memorica

Buscando en internet una noticia acerca de este aniversario, encontré en La Jornada una nota debajo del periódico, lo que significa en versión impresa, en la última hoja. No había al lado los anuncios insalvables donde se ven la dedicación dada por algunos periódicos nacionales : “también te puede interesar”. En otros tiempos probablemente este periódico sí hubiera formado parte de su primera plana. Por el contrario, el diario Excélsior sí le dedicó más espacio al tema. Una de ellas revela ciertas cosas escasamente estudiadas: la participación de Estados Unidos en el entrenamiento de ese grupo paramilitarizado de choque, cuyas acciones violentas recuerdan a las secciones de asalto hitlerianas, las SA. (Sturmabteilung). Nuevas fuentes como algunos telegramas dan cuenta de que, a 50 años de haber ocurrido el Halconazo (denominado así por el grupo paramilitar llamados los halcones, perpetrador de esa masacre contra estudiantes del IPN, UNAM, normalistas y todo aquel que esa tarde tuvo lamentablemente estar allí), en enero del año 1971, sería  “cuando la embajada estadunidense recibe una solicitud por parte de las autoridades mexicanas para entrenar a un grupo de policías y militares en Estados Unidos”. (https://www.excelsior.com.mx/expresiones/reportes-del-halconazo-publican-nuevos-documentos/1454106)

Típica de una acción violenta, represión, terror y muerte, esa acción que puede definirse como terrorismo de Estado, gestadas desde el interior de éste, o como lo dijo el ex participante del 68, Alejandro Encinas, “en los sótanos de la secretaría de Gobernación”; ordenada por un civil y ejecutada por un coronel, ha pasado a ser parte de la violencia política contra la disidencia y la protesta sociales ocurridas desde la lucha de los ferrocarrileros en 1958 hasta Ayotzinapa.

En el sentimiento del Comité 68, no hay, ni perdón, ni olvido. Tampoco justicia. Es por eso que apuestan a que el gobierno de la 4T oiga por primera vez sus demandas. Lo había intentado el gobierno de Fox con la Fiscalía Especial para Movimientos Sociales y Políticos del Pasado -FEMOSPP-, pero desapareció poco tiempo después sin ningún resultado. Piensan ellos reunirse con el presidente Obrador y entre sus peticiones se encuentra la de mostrar la falta justicia tanto en el 2 de octubre de 1968, como el 10 de junio de 1971. Por esto y por los miles de casos existentes de injusticia en el país, cobra relevancia e interés la reforma del Poder Judicial, propuesta por el presidente, y parte de la intensión de llevar a cabo esa reforma histórica, es la urgencia y necesaria reforma de ese Poder, limpiando de arriba hacia abajo esa especie de espacio privilegiado en el tiempo. Las reticencias desde el interior de él, sólo podrían comprenderse como una negativa a querer que todos los procedimientos de la justicia sigan sin resolverse.

Salir a protestar ese jueves de corpus, se dice fácil pero no lo era: salir a la calle para apoyar a los estudiantes de la universidad de Nuevo León, por oponerse a una legislación universitaria autoritaria, en circunstancias de alta represión social y autoritarismo político, tenía, además de valor, el ingrediente insalvable que padecen todos los regímenes políticos intolerables: la exigencia de libertad y democracia. Por esa historia aún inconclusa de verdad y hasta la fecha aún no juzgados a los responsables, “¡10 de junio no se olvida!”

Sin comentarios aún.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.
%d