El dinero es el último de los problemas para poder leer, librería “El Rosario”

Rosario Camacho Betanzos
Dueña de la Librería “El Rosario”

Segunda parte

Rosario Camacho Betanzos con 80 años de edad continúa el legado de su hermano Edmundo, al sostener la librería “El Rosario” ubicada en la segunda poniente y cuarta norte de Tuxtla Gutiérrez.

En una pequeña esquina persiste una fotografía de Edmundo Camacho Betanzos, el fundador de dicha libreria.

Carismática, radiante y tierna, Doña Rosario cuenta que la librería inicia hace más de cincuenta años siendo un supermercado, su hermano Edmundo, era el propietario y ante su pasión por los libros decide cambiar de giro.

Originaria de Arriaga, Doña Rosario comenta que la mejor etapa de la librería fue en los años ochentas y noventas en la que contaba con más de diez anaqueles llenos de libros. Hoy, cuenta con tres, menciona que la tecnología puede ser un factor que haya mermado en el interés por la lectura:

Cuando entran en una librería van directo a la computadora y si no están se salen. En cambio yo, les recomiendo todos los que ya leí y las personas me recomiendan otras, eso es lo interesante, afirma.

De manera curiosa, ha sido la tecnología un precursor del acercamiento de más personas a la librería. Hace unas semanas, un cliente por medio su cuenta de Facebook subió un relato de su visita y ésta se volvió viral.

Doña Rosario indica que pese a la adversidad económica, para ella el dinero no resulta importante al momento de apasionarse por los libros, por lo que, realiza descuentos según su criterio, agrega “El chiste es motivar a la gente que no deje de leer, según el precio voy bajando, tengo a mitad de precio muchos títulos”.

Además, cuenta que un ejemplo de esa motivación, fue una anécdota que describe como “un detalle muy bonito” que hace unas semanas le sucediera:

Admiro a los niños y niñas que les gusta leer. El otro día vino uno, me dijo que no tenía dinero para comprar un ejemplar, le pregunté sobre el género que le gustaba, el niño respondió, la poesía. Entonces le pedí fuera a buscar el que más le gustara y lo tomara gratis. El niño feliz se despidió de mi con un beso y un gran abrazo, finaliza.

A Doña Rosario le llena de tristeza que la lectura cada día se vuelva más alejada de la sociedad, por lo que sugiere a padres y madres de familia sean más consciente con su hijos e hijas y les regalen un libro.

Aunque no menciona la cantidad de ejemplares con los que cuenta la librería, se puede percatar que los anaqueles se encuentran repletos de libros de segunda mano, cubiertos con una bolsa que los protege del polvo.

La librería “El Rosario” se ubica en segunda poniente y cuarta norte de la capital y puedes visitarla de 10:00 a 14:00 horas de lunes a viernes.

La librería El Rosario (8)

El paralibros “Eraclio Zepeda”, la librería “El Rosario” o Candilejas Restaurant son algunos ejemplos de sitios poco conocidos que han acercado desde hace años e inclusive décadas a tuxtlecos y tuxtlecas amantes de los libros.

Ante la incertidumbre de la continuación de las actividades de la Librería del Fondo de Cultura Económica “José Emilio Pacheco”, en paralelo, existen lugares alternativos de lectura que demuestran ser una opción más.

 

 

Trackbacks/Pingbacks

  1. “Hay que llamar la atención de las y los jóvenes”, Candilejas Restaurant | Chiapasparalelo - 27 agosto, 2018

    […] paralibros “Eraclio Zepeda”, la librería “El Rosario” o Candilejas Restaurant son algunos ejemplos de sitios poco conocidos que han acercado desde hace […]

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Comparta su opinión. Su correo no será público y será protegido deacuerdo a nuestras políticas de privacidad.